top of page

Maximice la eficiencia y el control de su empresa con la nube híbrida

La misma ofrece mayor flexibilidad y colaboración, ya que los datos y aplicaciones pueden ser accesibles desde cualquier ubicación con conexión a Internet.



En un mundo empresarial cada vez más orientado hacia la digitalización y la eficiencia operativa, la migración a la nube se ha convertido en un imperativo para las organizaciones que buscan mantenerse ágiles y competitivas en un entorno en constante cambio. Entre las diversas opciones disponibles, dicha nube ha surgido como una solución especialmente atractiva para aquellas empresas que desean combinar los beneficios de la nube pública y privada en un único entorno integrado y flexible.


La nube híbrida, que combina recursos de la nube pública y privada, ofrece una serie de ventajas que hacen que su adopción sea cada vez más popular entre las empresas de todos los tamaños y sectores. Eric Arosemena, gerente Regional de Nube Híbrida en GBM, señala que este modelo ha ganado terreno rápidamente en la industria, con un 71% de las empresas utilizando más de tres nubes diferentes, lo que refleja su creciente relevancia en el panorama empresarial actual.


Una de las principales razones por las cuales las organizaciones deberían considerar migrar a la misma es el ahorro de costos significativo que puede ofrecer. Al aprovechar la economía de escala y reducir los costos de mantenimiento y hardware, las empresas pueden optimizar sus recursos financieros y asignarlos de manera más eficiente a otras áreas críticas de su negocio.



La accesibilidad es otra ventaja clave, al almacenar datos y aplicaciones en la nube, las organizaciones pueden acceder a ellos desde cualquier ubicación con conexión a Internet, lo que brinda una mayor flexibilidad y colaboración para los empleados y usuarios de la empresa. A diferencia de los modelos tradicionales de infraestructura, donde las empresas pagan por capacidad fija independientemente de su uso, la nube híbrida permite a las organizaciones escalar sus recursos de acuerdo a sus necesidades específicas, lo que resulta en un uso más eficiente de los recursos y una mayor agilidad operativa.


La seguridad es una preocupación fundamental para cualquier organización en la era digital. Al migrar a dicha nube, las empresas pueden beneficiarse de los altos estándares de seguridad ofrecidos por los proveedores de servicios en la nube, así como de la capacidad de personalizar y fortalecer aún más sus medidas de seguridad según sus necesidades y requisitos de cumplimiento específicos.


Finalmente, la continuidad del negocio es un aspecto crítico que las organizaciones deben considerar al evaluar sus estrategias de infraestructura de TI. Con la nube híbrida, las empresas pueden establecer medidas robustas de respaldo y recuperación de desastres, asegurando que puedan mantener sus operaciones incluso en situaciones adversas.



Comentários


bottom of page