top of page

Documentos internos de Google revelan secretos del algoritmo de búsqueda

Los archivos filtrados exponen los mecanismos internos del algoritmo de la empresa, planteando serias preguntas sobre la honestidad de la compañía.

Una reciente filtración masiva de documentos internos de Google ha desvelado detalles sobre el funcionamiento de su algoritmo de búsqueda, arrojando luz sobre uno de los sistemas más influyentes de internet. Este algoritmo determina qué contenido se muestra a los usuarios, influenciando significativamente la visibilidad de las páginas web, así lo explicó Business Insider.


Miles de documentos, compartidos con Rand Fishkin, un experto en SEO con más de una década de experiencia, revelan aspectos que Google había mantenido bajo estricta confidencialidad. Los documentos detallan la API de búsqueda y la información accesible a los empleados de Google, proporcionando una visión sin precedentes de los datos que el buscador recopila de páginas, sitios y usuarios.


Aunque la empresa no ha confirmado la autenticidad de estos documentos, la información filtrada sugiere que la compañía podría no haber sido completamente honesta sobre cómo clasifica las búsquedas. La documentación muestra qué tipos de datos son utilizados, qué sitios son priorizados en temas delicados como las elecciones, y cómo se manejan los sitios web pequeños en comparación con los grandes, lo cual parece contradecir algunas de las declaraciones públicas de los representantes de Google.



Un aspecto particularmente controvertido es el uso de los datos de Chrome para la clasificación de páginas, algo que Google ha negado reiteradamente. Sin embargo, la documentación sugiere que los datos del navegador sí influyen en el orden de los resultados de búsqueda. Además, se menciona frecuentemente la métrica E-E-A-T (Experiencia, Pericia, Autoridad y Confiabilidad), que Google afirma no ser un factor de clasificación, pero que parece jugar un papel más relevante de lo que se ha admitido públicamente.


La filtración también reveló que la empresa recopila datos sobre los autores de las páginas, con un campo específico para identificar si una entidad en la página es el autor del artículo. Aunque no está claro si esto afecta directamente a la clasificación, demuestra que Google rastrea este atributo, a pesar de que la compañía ha asegurado que los créditos de autor son sólo informativos y no impactan en el ranking.


En respuesta a estas revelaciones, Google mantiene su postura habitual, afirmando que sus directrices son claras y transparentes. No obstante, la documentación filtrada ofrece una perspectiva diferente, sugiriendo que las declaraciones de Google podrían no ser tan precisas como se ha afirmado.


Este incidente subraya la constante búsqueda de millones de empresas por entender el algoritmo de Google, ya que aparecer en sus resultados de búsqueda es crucial para la supervivencia online. La revelación también llega en un momento en que la calidad de los resultados de búsqueda de la misma está siendo cuestionada, exacerbando las preocupaciones de muchos sitios web que dependen del tráfico generado por el buscador.


Comments


bottom of page